Reseña: Pie Pequeño

Título en español: Pie Pequeño
Título original: 
Smallfoot
Dirección: 
Karey Kirkpatrick, Jason Reisig
Guion: 
Sergio Pablos, Karey Kirkpatrick, Clare Sera, John Requa, Glenn Ficarra
Fotografía: 
Animation
Música: 
Heitor Pereira
Elenco: 
Sebastián Yatra (Migo, el yeti), Sandra Domínguez (Meechee), Jorge Ugalde (Gwangi), Javier Olguín (Percy), Gerardo Reyero (Stonekeeper)
Género: 
Animación. Aventuras. Comedia | Cine familiar
Productora: 
Warner Bros. / Warner Animation Group / Warner Bros. Animation / Zaftig Films
País: 
Estados Unidos
Duración:
96 min.
Fecha de estreno: 
28 de Septiembre de 2018

Divertida, entretenida, y sorprendentemente madura: es así como resumidamente describiría Pie Pequeño, una cinta de animación, la cual tiene mucho más por ofrecer de lo que parece.

Escrita y dirigida por Karey Kirkpatrick, el cual ha realizado trabajos dirigiendo también filmes como Pollitos en Fuga (2000) y Vecinos Invasores (2006); la cinta es bastante sencilla y concisa con su trama ya que desde el primer minuto nos introduce a un mundo fantástico, en el cuál los Yeti son reales, y viven alejados de la sociedad humana, donde han creado su propia mitología, y tienen al igual que nosotros sus propias creencias.

Sinopsis: “Pie Pequeño” es una aventura animada para todas las edades que relata una nueva versión de la leyenda de Pie Grande, contada por un Yeti. Una historia de amistad, valentía y la emoción de descubrir nuevas cosas, que inicia cuando Migo encuentra algo que creyó que no existía: un humano. Las noticias de estos “pie pequeño” hace que la comunidad Yeti se cuestione qué más podría haber en el mundo, más allá de su aldea nevada.

El reparto de personajes es bastante acertado, ya que las voces al español se apoderan de cada uno de sus personajes, y le hace justicia al enorme reparto original, que tiene estrellas tales como James Corden como Percy, Channing Tatum como Migo, y Zendaya como Meechee (el interés romántico de Migo).

El personaje central en el que esta divertida historia gira la mayor parte, es Migo (Sebastián Yatra), un yeti por demás simpático, el cual es encargado de tocar el bong junto a su padre (imaginemos un tambor gigante) para que el sol salga de su descanso. Pero esto cambia cuando Migo, comienza a cuestionar todas las creencias que se le han inculcado al encontrarse a un denominado pie pequeño llamado Percy (Javier Olguín), un explorador e investigador de animales.

La cinta a grandes rasgos, es presentada como una comedia musical, pues brilla particularmente por sus canciones, que a pesar de ser pocas, resultan bastante llamativas; la comedia, es principalmente visual, donde los chistes de pastelazo están a la orden del día, para el goce de los más pequeños. Lo increíble de la película, es lo seria y relevante que puede llegar a tornarse; nos coloca frente a una crítica social, principalmente dirigida a la religión, a las creencias, la equidad y la búsqueda incansable de esa verdad que se le oculta frecuentemente a la sociedad.

Una historia bastante agradable a la vista: el diseño de personajes es tierno, suave y amigable, con una animación detallada en cada uno de los individuos que nos muestra, donde los yetis se roban la pantalla completamente, y cuyo mundo es realizado de forma acertada y creativa, dando aspectos que admirar todo el tiempo. Un musical digerible, por ser prudente: con la cantidad necesaria de canciones, principalmente en la introducción de personajes, haciendo que cada melodía sea única y memorable al punto de convertirnos en presa fácil del conocido efecto earworm*.

Como conclusión decimos que la película es bastante entretenida, bien planeada, y bonita de ver, donde los pequeños pasaran un muy buen rato viendo las situaciones cómicas en la que se involucran los personajes y donde los mas grandes podrán encontrarse con una película que desafía a buscar la verdad, cuestionar lo que ya sabemos, y luchar por lo que es correcto; una lección, que dejara una huella al dejar la sala.

“Pie Pequeño” llegará a las salas de cine de México el viernes 28 de Septiembre.

Arturo Alcala Dominguez