Reseña del videojuego: The Falconeer: Warrior Edition – PS4/PS5

Saludos a los radioescuchas de la frecuencia más geek de la galaxia. Hoy traigo para ustedes una nueva reseña y como ya leyeron en el título, el juego es The Falconeer: Warrior Edition. El juego por fin ha llegado a los ecosistemas Playstation 4|5 y Nintendo Switch. Esta nueva edición del juego base que ya había salido en Xbox y PC el año pasado; la diferencia es que llega más pulido con todas sus actualizaciones y con todos los DLC’s que han salido (The Hunter y Edge Of The World).

The Falconeer es un juego desarrollado por Tomas Sala mismo que se dio a conocer en esta escena por su mod para el mismísimo The Elder Scrolls V: Skyrim. El nombre de este mod lleva por título Moonpath to Elsweyr. El éxito de este modo de juego para Skyrim animó a Sala para desarrollar algo propio. Con los ánimos al cien, empezó este nuevo proyecto con el principal enfoque de recuperar la esencia de los clásicos juegos de combate aéreo.

Pero bueno, hablemos un poco de la narrativa y en donde suceden las cosas. El arco se desarrolla en la tierra de The Great Ursee; un lugar lleno de agua y con uno que otro archipiélago esparcido por el mapa. En estas islas obviamente están alojadas ciertas facciones. Y bueno, no está de más decir que las facciones son importantes, pues las ocupan para mostrar la historia desde distintos puntos de vista.

Surca los cielos en The Falconeer: Warrior Edition, nominado al BAFTA, llega a PlayStation 5, PlayStation 4 y Nintendo Switch la próxima semana - FRIKIGAMERS

Ejecutar Misión

El ejecutar misiones es el sistema de progresión de la historia, es decir; conforme vayas haciendo las misiones, irás comprendiendo mejor la historia y todas las cosas que se mueven detrás del telón entre todas las facciones y el imperio. Las cosas entran a través de conversaciones con distintos mandos o agentes, pues este es el puente de conexión para recibir misiones y ponernos en marcha. En pocas palabras, la historia está llena de traiciones, como toda buena narrativa política.

Bueno, ya tenemos las misiones, pero, necesitamos elegir lo correcto para la ocasión, así que tenemos distintas clases de jinetes para escoger; cada uno con sus características y monturas. De inicio tocan halcones enormes porque pues The Falconeer, verdad; pero después hay fenyx y hasta dragón y otras opciones interesantes por los DLC’s. Una vez entremos ya en el juego, nos vamos a The Great Ursee y seremos vomitados en nuestra respectiva facción. Ya después es babosear por el mapa y estar haciendo misiones.

MUCHO OJO con este mundo abierto, pues hay zonas para niveles avanzados, enemigos que pueden ser un dolor de nalgas, o entrar en el territorio de otra facción hostil y ser considerados enemigos. También hay facciones neutrales o civiles con las que podremos interactuar y comprar recursos, mejorar armas, otras aves de guerra, o realizar misiones secundarias para conseguir recompensas. Aunque para todo esto deberemos de conseguir antes licencias de las facciones por un poco de papel moneda.

The Falconeer: Warrior Edition prepara su estreno en PS5 y PS4 con su tráiler de lanzamiento

Sistema de progresión

El sistema de progresión consiste en ir haciendo las misiones hasta que topemos con un pico de dificultad que nos obligue a realizar misiones secundarias para conseguir ingresos con los que mejorar nuestra montura con diversas mejoras; armamento, armadura, etc. Y así superar la misión que nos causaba problemas. Esto de algún modo puede ser un problema, ya que a pesar de contar con distintos tipos de misiones, acabamos realizando misiones muy similares entre ellas, con el riesgo de que la experiencia se nos haga repetitiva (y sí, si pasa).

Al pasar el juego en un mundo abierto, habrá muchos momentos en los que simplemente estemos yendo de un lado para otro (como en todos los sandbox), y esos momentos de calma podremos disfrutar de los entornos del mundo de Ursee. Pero lo que más importa del título son los combates, en los que pronto nos veremos envueltos en el cielo y esos combates son frenéticos y no tan arcade como podríamos esperar. Para irte a darte de golpes con otro tienes que tener un dominio profundo sobre la montura para progresar.

El control es como el de los juegos clásicos de combate de aviones, ya saben, con los ejes invertidos pero totalmente personalizables. Ah, y hay que tener en cuenta que manejamos un ave de guerra y por lo tanto tendrá unos movimientos que tengan que ver con ello. Puedes agarrar velocidad haciendo uso de una barra de resistencia, o como las aves, cayendo en picada para luego resurgir y tomar vuelo, esto a su vez rellenará la barra de resistencia. También puedes usar corrientes de aire. Por si eso fuera poco, podemos sumergirnos en el mar momentáneamente, transportar carga, y por supuesto disparar.

The Falconeer: Warrior Edition | Nintendo Switch | Juegos | Nintendo

Este es el paquete completo

Como te dije al principio, la Warrior Edition viene con los dos DLC’s integrados en el juego. The Hunter es un DLC más pequeño que integra una nueva clase de jinete; Cazador de Mongres, nuevos atuendos para los jinetes, una nueva arma guiada que seguirá causando daño de fuego al enemigo después de impactar… Ah, y lo más interesante del DLC, la nueva montura de la clase Cazador de Mongres, el dragón Ormir. También se añadieron ciertas mejoras de juego como el viaje rápido dentro de las misiones, por si queremos evitarnos los trayectos entre objetivos de las misiones.

A diferencia del primer DLC, Edge Of The World, es más parecido a una expansión, con una nueva línea narrativa que enriquece el lore del juego. Tenemos 3 mini campañas compuestas de 9 misiones y una nueva área. Además tendremos dos nuevas clases, el Árbitro cuya montura es un fénix, y el Corsario que volará a lomos de un pteranodon. También tenemos un arma nueva, la electrolanza imperial que puede atacar a varios enemigos a la vez, y por supuesto otros ajustes y objetos.

En cuanto al apartado audiovisual, además de ser atractivo y su colorido, es sorprendente lo bien realizada que está la versión de Nintendo Switch en cuanto al rendimiento. Como siempre se han hecho concesiones debidas a la potencia del sistema, pero estas solo han sido realizadas en la resolución y los efectos, pues el juego corre a 60 fps tanto en el modo portátil como en el modo sobremesa. Un gran aliciente para un juego de estas características. 

The Falconeer en Steam

Conclusión

En fin no es como si el juego acabase de salir al mundo por primera vez; pero la verdad es que es una edición muy buena y además puedes probarlo ya en todas las plataformas. Si tuviste la oportunidad de jugarlo hace un año en Xbox o PC, seguramente este sea un lanzamiento que pasará sin pena ni gloria. De lo contrario, no estaría de más darle una oportunidad, tiene cosas que me resultaron muy interesantes y tiene lo necesario para enganchar. Al final tenemos la versión definitiva, el único problema podría ser que cae en lo repetitivo.

Angel González