Reseña de la película: Sonríe

Título original: Smile

Año: 2022

Duración: 115 min.

País: Estados Unidos

Dirección: Parker Finn

Guion: Parker Finn

Música: Cristobal Tapia de Veer

Fotografía: Charlie Sarroff

Reparto: Sosie Bacon, Jessie T. Usher, Kyle Gallner, Caitlin Stasey, Kal Penn, Rob Morgan, Judy Reyes, Gillian Zinser, Kevin Keppy, Scot Teller, Nick Arapoglou, Sara Kapner, Setty Brosevelt,

Productora: Temple Hill, Paramount Players. Distribuidora: Paramount Pictures

Género: Thriller. Terror | Thriller psicológico

Sinopsis

Después de presenciar un incidente extraño y traumático que involucra a un paciente, la Dra. Rose Cotter (Sosie Bacon) comienza a experimentar sucesos aterradores que no puede explicar. A medida que un terror abrumador comienza a apoderarse de su vida, Rose debe enfrentar su inquietante pasado para poder sobrevivir y escapar de su nueva y horrible realidad.

Opinión

Nació como un cortometraje, fue tan escalofriante, causó tanto temor, pero sobre todo se sintió como una idea original, que Sonríe dio el salto a un largometraje, el cual prometía desde su desarrollo ser una de las películas más escalofriantes de los últimos años. Al fin llega a los cines, después de una campaña de publicidad muy ingeniosa, que le robaba el sueño a varios con la presentación de las espantosas y terroríficas sonrisas que anunciaban su llegada.

Y bueno, hay que decirlo, es una película del género que muy difícilmente se iba a poder desprender de lo trillado que llega a ser el cine de terror, pero Sonríe, sale bien librada, es una propuesta un tanto diferente a lo acostumbrado, pero logra aterrorizar con varios sobresaltos, puestos en el momento exacto para sacarte un buen susto.

Es importante que está cinta que habla de una maldición que se va transmitiendo entre suicidios traumantes y una sonrisa de locura completa, se va armando como un thriller psicológico asfixiante, angustiante, que con la pura música te hace sentir que algo está por suceder y te va a hacer saltar de tu silla. No da tregua para parpadear, te llevan en un espiral de locura completo en el que te hacen dudar hasta de tu propia coherencia, porque juega con tu mente todo el tiempo.

Entre sustos te va envolviendo en una trama que te roba el aire, es escalofriante, y cumple justo con lo que esperas de una película de terror ya asomándose el mes de octubre. Está tan bien lograda, que de verdad la película te va haciendo paranoico, te hace estar en estado de alerta en todo momento.

La actuación de Sosie Bacon es la que carga con la película, pasando de ser una psiquiatra muy cuerda, a perder todo sentido y noción de la realidad, descubriendo el paso de una posible enfermedad mental, de alucinaciones, a una verdadera entidad maligna, sorpresa tras sorpresa, susto tras susto, sonrisa tras sonrisa, aquí llega una propuesta ingeniosa que se pone ahí, unos poquitos escalones debajo de El Conjuro y El Aro, que es a las que más se asemeja por su naturaleza.

Óscar Ignacio Beltrán González