Reseña de la película: Noche de fuego

Título original Noche de fuego
Año 2021
Duración 110 min
País México
Dirección Tatiana Huezo
Guion Tatiana Huezo
Música Leonardo Heiblum, Jacobo Lieberman
Fotografía Dariela Ludlow
Reparto Mayra Batalla, Guillermo Villegas, Norma Pablo, Olivia Lagunas
Productora Pimienta Films, The Match Factory
Género Drama 

Adentrándonos en la sierra de Guerrero, la película nos pone en la piel de tres niñas, Ana, María y Paula; quienes viven en una comunidad donde los hombres deben salir lejos para ganarse la vida y las mujeres deben de trabajar de jornaleras en campos controlados por narcotraficantes. Como es de esperarse, la comunidad esta llena de horrores por lo que la gente debe apañárselas para poder vivir en paz y las madres deben proteger a sus hijas a toda costa para evitar que sean violentadas por narcotráfico.

La película esta basada en la novela Ladydi, escrita por Jennifer Clement en 2014 dicha novela muestra como viven muchos poblados de nuestro país. Es el primer largometraje de ficción de la directora Tatiana Huezo, quien es conocía por la cinta “Tempestad”.

La mayor parte de la película la vivimos a través de Ana, quien se muestra a los 8 y a los 14 años, es interpretada por Ana Cristina Ordóñez González y Marya Membreño respectivamente. Si bien es una actuación donde no hay mucho que decir dadas las circunstancias y el tono de la película, ambas actrices logran transmitir lo que realmente esta viviendo el personaje, el miedo, la angustia y la incertidumbre de la niña por el futuro de su vida y el de sus amigas. Marya Batalla interpreta a Rita, la mamá de Ana, ella es uno de los pilares de la historia de Ana, con su actuación busca reflejar lo que una mamá de verdad haría por proteger a sus hijos.

La película lleva su ritmo, en algunas partes puede llegar a ser un poco difícil de digerir por el contexto y las escenas tan fuertes que se muestran, ejemplo de ello es como plasman las situaciones donde los carteles se hacen presentes para incurrir en el tráfico sexual de niñas. Las tomas y los efectos están bien logrados a pesar de haber sido grabada en un sitio con terreno difícil y con varias limitantes

En cuanto a guion se refiere, lleva todo de manera en el cual podemos ver la evolución de las 3 niñas, principalmente de Ana, puede ser lento en algunos momentos, pero logra retomar sus objetivos, se centra bastante en replicar la vida cotidiana del pueblo, en como las personas viven en un estado de inseguridad, corrupción y violencia que para ellos ya es bastante normal.

Es una película que te deja sin palabras, es conmovedora, para algunos puede llegar a ser pesada, va cargada de sentimientos y ciertamente busca mostrar lo que las personas en comunidades alejadas padecen todos los días. Más que una película pretende ser un instrumento de apoyo y de cambio.

 

Daniel Ambriz