Reseña de la obra de teatro: La obra que sale mal

¿Qué es lo peor que puede pasar si acudes a una obra que se llama literalmente “La obra que sale mal”? absolutamente nada.

Después de casi dos años de cierre en todos los teatros de la CDMX debido a la pandemia, “La obra que sale mal” a cargo del director Mark Bell la cual después de haber triunfado de manera internacional del 2017 al 2019  reestrena en el teatro de los Insurgentes y sin duda es una obra que no puedes dejar pasar.

Esta maravillosa comedia no aspira a dejar en la audiencia un mensaje profundo, una nueva ideología o enseñanza, sencillamente busca hacer reír a carcajadas a cualquiera que presencie la maravillosa entrega de coordinación y talento sobre un escenario que el elenco de la obra lleva a cabo.

Ágil e inteligente va desde la comedia más sencilla, simple y física, hasta la complejidad de reutilizar argumentos esparcidos durante toda la obra, para que todo cobre el sentido único y fino como es el que “la obra que sale mal” genera y desarrolla en sus casi dos horas de duración.

La producción no tiene desperdicio alguno, no solo los participantes en escena si no todos los que coordinan y apoyan en tiempos magistralmente ejecutados y coordinados para generar un impacto único al espectador. La iluminación, musicalización, vestuario, maquillaje y el increíble talento actoral trabajan en un conjunto perfectamente “aceitado” y  coordinado que es simplemente sorprendente y divertido.

Para todo aquel espectador que haya trabajado alguna vez en la producción de una obra o un material audiovisual seguramente se identificarán con muchas de las situaciones que se plantean en la obra, no solo las problemáticas, sino también, las tan creativas soluciones a las mismas.

Platicarles más a detalle sobre el eje principal de la obra sería arruinar la experiencia, la cual les garantizamos es única, teatralmente hablando y no se arrepentirán del pago de su entrada. Lo que les podemos adelantar son dos cosas. La primera, es que se nos sitúa en el gran estreno de la compañía de Teatro de la Universidad Tecnológica de Tlalpan en la cual ellos consideran es su mejor producción hasta la fecha, la adaptación de: “Asesinato en la Mansión Haversham” y bueno… ¿Qué es lo peor que podría salir mal?

Lo segundo que les podemos sugerir es que desde que entren al teatro pongan atención en todo lo que pasa a su alrededor ya que, la obra comienza mucho antes de lo que uno pudiese imaginar y todo estará conectado de una manera tan sorprendente como creativa y divertida.

Este fin de semana la obra estrenó en su nuevo recinto para esta temporada, el teatro de los insurgentes, en la presencia de celebridades del medio artístico, el embajador británico en México así como sus directores, productores y equipo técnico durante una emotiva alfombra roja a medios de comunicación.

La obra que sale mal” es una de las opciones más atractivas en este regreso a los teatros post pandemia y créanme cuando les decimos que hay muy buenas obras esta temporada en los distintos teatros de la ciudad de México.

Sin duda “la obra que sale mal” destaca por su complejidad escénica y actoral. Cada elemento, incluso aquellos inexistentes, son importantes para tan creativo desarrollo. La conexión con la audiencia, con y sin cuarta pared, es admirable, no hay persona en la habitación que no esté riendo ante la interpretación de este fabuloso elenco y proyecto.

No te pierdas “La obra que sale mal” en esta nueva temporada renovada y actualizada, con una producción que ha triunfado alrededor del mundo y pretende hacerlo desde la calzada de los Insurgentes una vez más.

Marco Miranda